Dato Estilo DV Martes 18 de Julio de 2017

Almandina: con raíces locales y mirada global

Las hermanas Bonzi, Mercedes y Lucila junto a su mamá Inés Rigou son emprendedoras salteñas líderes. Hace diez años abrieron la tienda del museo MAAM y desde ahí no pararon de reinventarse para ser hoy una empresa que vende productos de diseño que representan el norte en todo el mundo.

Con tiendas propias, locales en los aeropuertos, venta online y pop ups en diferentes tiendas como las librerías Yenny, la llamita de Almandina es elegida tanto por turistas como locales para acompañar sus días dándole color a través de diferentes elementos: mates, lápices, cuadernos, tazas, remeras… La llamita no se detiene y va por más. En los últimos meses del 2016, cuando la moda del foodtruck llegó a Salta la empresa lanzó el suyo con el objetivo de recorrer los Valles Calchaquíes y las localidades del interior del NOA y así estar presente en los festivales y eventos que atraviesan el calendario anual.

Hablamos con Lucila, la líder de esta empresa familiar para conocer en profundidad el proyecto:

¿Cómo comenzaron con Almandina? 
En el año 2009, buscando una propuesta diferente a lo que había en el mercado, nos inspiramos en esta cultura andina, tan rica, sobre todo en Salta y en el norte Argentino, para, a través del diseño contemporáneo, captar esa “alma” andina y plasmarla en objetos de uso diario. 

¿Con qué cantidad de productos comenzaron?
Con un mix bastante mas reducido que el actual, algo de indumentaria, librería, cocina… hoy manejamos cinco líneas de productos y cada una de ellas se abre en un gran abanico de productos con diferentes líneas de diseño. A partir de ahí contanstemente estamos sacando productos nuevos. Nuestras premisas a la hora de sacar un nuevo producto son: que sea de uso diario, que sea práctico, de buena calidad y con un diseño lindo y atractivo.

¿En qué se inspiran?
Los viajes son una fuente de inspiración constante, estamos desconectadas, descansadas y eso abre nuestra creatividad... También nos inspira mucho el lugar donde vivimos, esa es nuestra fuente inagotable de diseño. Salimos a caminar, vemos los paisajes y ya nos inspiramos. Alma Andina es una fusión de dos cosas: el alma del norte y la pasión por los viajes, donde experimentamos esa otra mirada de turista, de cliente, donde estamos del otro lado.

¿Quién es el cliente de Almandina? 
Si bien en un principio nuestros principales clientes eran los turistas que visitaban Salta, hoy nos compran también los locales por el diseño y la calidad.

¿Venden sólo en argentina? 
A través de la web ya vendemos a algunos países limítrofes, pero además, al estar en los Free Shop de los aeropuertos, en la salida del país al mundo, nuestros productos llegan a diferentes países.

¿Cómo es el porcentaje de venta online/en locales?
La venta on line crece cada vez mas, si bien en un primer momento el porcentaje era muy chico, actualmente es una buena unidad de negocio.

¿Hacia donde quieren ir?
Seguimos creciendo, desde marzo pueden encontrarnos en las librerías Yenny, a partir de abril en el aeropuerto de Salta, y cada vez son más los locales que comercializan gran parte de nuestros productos.

¿Cuál es el producto estrella?
La estrella sin lugar a dudas en almandina es la llama, esta caricatura tan divertida, original y colorida.

¿Cuáles son las fortalezas de la empresa?
La fortaleza principal de nuestra marca, es ser los primeros, liderar en cuanto al diseño, nos hace estar siempre un paso adelante.

¿Cinco consejos para emprendedores?
Pasión: siempre, en cada momento, incluso cuando estás desanimado, es ese motor que te impulsa a hacer todas las cosas.
Constancia: tenés que insistir, insistir, trabajar, trabajar... no perder el entusiasmo.
Reinvención: tu proyecto que empieza de una forma… pero tenés que reinventarte, el mercado te lo pide y tenés que seguir vigente. Nosotras tenemos seguidores, que ven lo que hacemos y salen con productos similares, eso nos hace estar siempre pensando como mejorar, como ir más allá. Nosotras fuimos las primeras que salimos con este tipo de productos.
Armar equipo de trabajo: nos dividimos muy bien las tareas, cada una tiene su función. Es clave buscar los mejores para sumarse al proyecto. Nosotros somos una empresa familiar: una de nosotras tres lidera, yo (Lucila).  Es inevitable que la empresa se mezcle con la familia y viceversa. De repente un domingo se nos ocurre una idea y lo hablamos. Se mezcla, pero es parte de la pasión que tenemos, no nos importa que suene el teléfono para contar sobre una idea o una solución a x problema. Es muy importante definir la función de cada uno en el equipo para que se complemente y crezca.
Pedir asesoramiento externo: es clave tener otra mirada de tu empresa. Uno pierde objetividad. Necesitás también aislarte de tu trabajo y ver tu empresa con otros ojos y volver a trabajar.

¿Qué novedades tienen para este año 2017? 
Todos los años lanzamos una nueva línea de diseño. Este año, además, lanzaremos un producto alucinante que venimos trabajándolo hace un tiempo. ¡Sorpresa!

Más info: www.almandina.com