¿Modo vacaciones? ¡Trucos para optimizar tus prendas!

Normalmente cuando nos vamos de viaje llevamos muuuucha ropa. Mucha más de la que podríamos llegar a usar. Además del espacio que ocupa en las valijas, puede ser un problema si te gusta hacer compras, traer regalitos o llevarte recuerdos de cada lugar que visitás. Para ahorrar peso y dinero, lo esencial es apostar a los básicos, pensar todas las posibles combinaciones antes armar el equipaje y, por supuesto, ¡estar preparados para lavar y volver a usar!

En esta nota te dejamos algunos trucos para cuidar la ropa y que te dure todo el viaje, cómo lavarla y qué productos usar.

Elegí ropa resistente
¿Qué significa esto? Tenés que ser inteligente y optar por prendas que sean cómodas, ligeras y de materiales resistentes al uso diario.

De algodón o jean, en colores sobrios y que no destiñan, son las ideales para viajar. A menos que tengas algún percance culinario o durante un paseo, es probable que no necesites lavarlas hasta que vuelvas del viaje, en especial los pantalones -¡por eso que son un must en tu valija!-.

¿Tenés que lavar? Pensalo antes de viajar
Ya lo dijimos: si querés evitar la sobrecarga de equipaje, es muy importante considerar la opción de lavar la ropa durante el viaje. Y para esto debemos estar listos:
1- No olvides contar siempre con una bolsa donde ir colocando las prendas sucias, en caso de mancharte durante un recorrido o excursión.

2- Llevá una cuerda de al menos 3 metros de largo– te va a servir para colgar tus prendas al aire libre, estés donde estés-.

3- Empacá un jabón líquido pequeño, detergente o incluso el champú para poder lavar a mano, porque es la forma más económica y rápida.

Ahora sí, ¡a lavar!
Para lavar tus prendas lo único que vas a necesitar es agua y jabón.

Podés hacerlo en el baño, y si hay bañera, mejor. Usá un tapón para llenar la pileta y colocá en remojo tus prendas. Luego echá un chorrito de detergente, champú o jabón líquido y comenzá a refregar la ropa para quitar las manchas. Enjuagá con abundante agua y sin retorcer. Buscá un lugar adecuado para colgar tus prendas donde corra mucho aire, como puede ser cerca de una ventana.

Tené en cuenta que, si se te mancha una prenda con contenido difícil de sacar, es clave removerla lo más rápido posible. Te dejamos un link con tips super piolas y fáciles para eliminar manchas complicadas, como de vino o tinta.

Obvio que si te fastidia mucho lavar tus prendas en vacaciones -son días para cortar con todo tipo de rutinas, laborales y hogareñas-, siempre existe la opción de averiguar si hay alguna lavandería cerca o si el hotel donde te hospedás tiene este servicio.