Mechi Lozada: un Mix auténtico y transparente

Desde siempre, Mechi hizo todo tipo de manualidades para vender. A los 25, el corazón la llevó a vivir a Francia. Y fue allí, impulsada por la soledad de una vida lejos de los afectos y por un clima que tira para abajo, donde incursionó en el mundo digital.

Un día puso unos fideos en la olla y, en el tiempo en que se hacían, abrió su propio blog para mostrar sus trabajos. Empezó a colar algunas fotos de mercados y de “chucherías” que eran verdaderos hallazgos; otras tantas de su vida en el exterior y de algunos viajes familiares. Su fuerte no era escribir, así que decidió hacerlo como si estuviera hablando: “A la gente le encantó, era como estar tomando un café conmigo”.

Una cosa llevo a la otra y, cuando se quiso dar cuenta, ¡tenía más de 70 mil seguidores! Así fue como arrancó esta aventura, donde la intuición, la frescura y la pasión que pone en todo lo que hace son grandes protagonistas. Una aventura que no para de crecer.

¿Qué es Soy un Mix?
Es un diario de vida, donde comparto mi cotidianidad como madre, instagramer y emprendedora desde Francia, país en el que vivo junto a mis tres hijos, mi marido y mi perra. En mi cuenta van a encontrar un cambalache de cosas. Decoración, maternidad, manualidades, mi huerta, recetas, viajes por Europa… ¡La vida misma!

¿Cuándo comenzaste con este proyecto?
Soy un Mix nació como un blog. En ese momento vivíamos en Edimburgo, mis dos hijos mayores iban al jardín y yo me aburría mucho. Hacía manualidades todo el día y se me ocurrió empezar a mostrarlas a través de ese blog. Pasó el tiempo y comencé a usar Instagram. La cuenta empezó a crecer y poco a poco fui dejando de escribir en el blog para centrarme en esta red social.

¿Quiénes son tus seguidores?
En su mayoría, mujeres entre 25 y 55 años, argentinas, que les gusta disfrutar la vida con sus cosas buenas y malas. Mis seguidoras buscan la mujer real, sincera consigo misma y con quienes la rodean, que se equivoca y que sabe valorar las pequeñas alegrías de todos los días.

¿Hay diferencia entre una bloguera y una instagramer?
Todo depende del estilo de la cuenta de Instagram. En la mía, por ejemplo, van a encontrar microblogging. Cuento historias, hay mucho storytelling acompañando cada foto. Migré el blog a mi Instagram y creo que es un buen mix. ¡Por eso gusta!

En el NOA recién comienza el boom de comunicar a través de chicas como vos. ¿Crees que tiene futuro?
Si, MUCHO. Año a año, las grandes marcas aumentan sus presupuestos para comunicar a través de estos canales y disminuyen su participación en medios tradicionales o gráficos. El “poder” que tenemos los instagramers con alto engagement es cada vez mayor y las marcas se dan cuenta. Creo que es el futuro en cuanto a comunicación.

¿Qué debe tener en cuenta una persona que quiere dedicarse a ser instagramer?
La verdad es que todo es relativo. Te puedo decir lo que yo hago, pero no necesariamente lo mismo le va a funcionar a otra persona. Cinco cosas que, a mi entender, son claves para una cuenta de Instagram:
Buena calidad de fotografía.
Acompañar esa foto con una linda historia.
Posteo diario.
Ser auténtica y transparente.
Capacitarse.
Pero ojo, hay un montón de cuentas que hacen todo a la inversa y también les va bien. En todos los casos, lo más importante es respetar al seguidor y, sobre todo, no subestimarlo.

Además de generar contenido, comercializas productos. ¿Qué vendés y como hacés para coordinar la entrega desde Francia?
Mis productos son principalmente de decoración y accesorios. Actualmente mi línea de productos cuenta con almohadones, individuales, vinilos para pared, alfombras, coladores de cerámica, velas, pintura de tiza, collares y accesorios con significado.
Estoy en proceso de agregar más productos. Amo crear y diseñar, es por eso que todas son colecciones únicas y cuando se terminan no vuelven a entrar, porque se renuevan. Para poder hacer todo esto, cuento con la ayuda de mi suegra que es mi pata en Argentina: ¡es una súper mega ayuda!

Esta modalidad de comunicación es novedosa y lo cierto es que estás haciendo camino al andar, ¿hay algo que cambiarías?
¡La verdad es que nada! Puedo decir que soy una privilegiada por el trabajo que tengo. Algo que no me gusta -y ya por suerte me afectan poco- son los comentarios de la gente mala que, si bien son muy, muy, muy pocos, existen. Entiendo que forman parte del juego, que son “necesarios”, pero es el día de hoy que sigo sin entender a esa gente.

¿Qué es lo que más disfrutás de tus días de instagramer?
Lo mejor de todo es que puedo trabajar y ser una madre full time al mismo tiempo. Mi prioridad son mis hijos, así que me inventé un trabajo que pueda ser compatible con el tipo de maternidad que quiero y que siempre soñé. Disfruto poder trabajar desde casa, hacerlo cuando viajo y que todo lo que pasa en mi vida sea posible contenido para mi cuenta de Instagram.

Gracias Mechi por motivarnos desde cada uno de tus posts a hacer un cambio en la cocina, en el cuarto, en el patio… ¡en nuestras vidas!

Website
Instagram
Facebook

Rating: 5